Es habitual que una persona oyente no tenga ningún contacto con personas sordas, y también que aunque conozca personas con pérdida auditiva en su entorno, su pérdida de audición le haya pasado desapercibida. Si no hay nadie en la familia o en el entorno más próximo con discapacidad auditiva, una persona oyente puede desconocer absolutamente todo sobre la sordera.

Las personas sordas, en cambio, están acostumbradas a vivir en un mundo de oyentes y a adaptarse para facilitar la comunicación. Con frecuencia se quejan de la falta de empatía o de información de los oyentes sobre su realidad. Conversaciones apresuradas donde todos hablamos a la vez, falta de contacto visual, la mano delante de la boca impidiendo la lectura labiofacial, expresiones como “ya te lo cuento luego”, o “no es importante”, son algunos de los comportamientos que impiden una comunicación natural y fluida.

Hoy dedicamos este post a darte algunas claves para que facilites la comunicación con las personas sordas o con pérdida auditiva que formen parte de tu vida. Recuerda que hay 466 millones de personas sordas en el mundo, y que muchas de ellas pueden no manifestarlo porque, lamentablemente, sigue estando estigmatizado. En nuestra mano está poner nuestro granito de arena para hacer sentir cómodas a las personas sordas en las situaciones de comunicación, tanto en entornos personales como familiares.

Estos son sólo unos pequeños consejos:

Naturalidad

Las personas sordas están más que acostumbradas a las dudas sobre la sordera que tienen las personas oyentes. Y no les importa responder a cualquier pregunta. Siempre que sea con naturalidad y con una sincera curiosidad. La persona sorda estará encantada de responder sobre el modo de comunicación que utiliza, si es signante o no, si emplea algún tipo de ayuda técnica y cuál es la mejor manera de ayudarle a seguir la conversación. Lo importante es tratarle con normalidad y que la falta de información o la vergüenza no hagan que se sienta desplazado, porque seguro que no es nuestra intención.

Información sobre la sordera

Es muy importante que conozcamos el caso concreto de la persona con la que deseamos comunicarnos. Aunque habrá diferencias si es signante o no, y si utiliza implantes cocleares o audífonos, siempre es importante la empatía y el conocimiento del caso concreto. Aunque no conozcamos el mundo de la sordera, tenemos que saber que no hay dos sordos iguales, igual que no hay dos personas iguales. Por tanto, y con la naturalidad de la que antes hablábamos, debemos preguntar a la persona sorda que tenemos cercana cuál es la mejor forma para comunicarse con ella y si quiere darnos algún consejo que lo facilite.

Pautas de comunicación

Sea cual sea la ayuda técnica que utiliza una persona sorda, o su forma de comunicarse, lo que tienen en común todas las personas sordas es que tienen algunas barreras de comunicación. Por ello, y para tratar de paliarlas, podemos aplicar determinadas pautas a la hora de comunicarnos:

  • Antes de hablar con la persona sorda, asegúrate de que se ha dado cuenta de que deseas hablarle. Capta su atención a través de contacto visual, o un pequeño toque en el brazo.
  • ¡No grites! Hay personas que tienden a gritar cuando se dirigen a una persona sorda. No es necesario, hablando en nuestro tono normal es más que suficiente.
  • Siempre que sea posible, ponte de frente, a una distancia adecuada para que se te vean los labios, por si la persona sorda hace lectura labial. También es importante que la persona sorda pueda vernos los ojos, nuestra mirada y gestos también dice mucho. Por tanto evita las gafas de sol cuando te dirijas a una persona sorda.
  • ¿La persona sorda es signante y no conoces Lengua de Signos? Leer los labios es mucho más difícil de lo que parece, pero si vocalizas y te apoyas de gestos mientras hablas, la persona sorda lo agradecerá. Si esa persona te importa, ¡aprender Lengua de Signos será muy gratificante para ambos!

Tecnología

Hay increíbles soluciones tecnológicas que han revolucionado la comunicación de las personas sordas, que tratamos en este post. Pero la comunicación más personal, en entornos de amistad o relación sentimental, puede no requerir de estas soluciones tan avanzadas.

Lo importante es tratarle con normalidad y que la falta de información o la vergüenza no hagan que se sienta desplazado, porque seguro que no es nuestra intención. Clic para tuitear

Pero no debemos desechar la tecnología que usamos en nuestro día a día para comunicarnos con una persona sorda: los softwares de reconocimiento de voz para trasladar lo que decimos a lenguaje escrito, o el mismo Whatsapp, nos pueden facilitar mucho la comunicación con una persona sorda en momentos puntuales. Aprovechemos todo el potencial de estas herramientas que están a nuestro alcance.

¿Y por qué no aprender Lengua de Signos?

¿A quién no le gusta que las personas de su entorno se preocupen de uno? Si la persona sorda que tenemos cerca es signante, le encantará comprobar que nos esforzamos por tener una comunicación agradable y fluida. Cada vez tenemos más acceso y posibilidades para aprender Lengua de Signos.

Hay multitud de cursos, e incluso tutoriales a través de Youtube, donde poder dar nuestros primeros pasos en esa lengua. ¿Por qué no te animas y le das una sorpresa a esa persona tan especial?

Desde Visualfy apoyamos la total integración de las personas sordas, y somos conocedores de que la satisfacción que proporciona aprender Lengua de Signos. Para las personas sordas porque nos acerca más a ellas, y para nosotros, porque nos hace adquirir una competencia de comunicación más.

Os dejamos un vídeo, para que veáis la satisfacción que produce en una persona sorda signante nuestros esfuerzos para comunicarnos en su lengua. Recuerda que una persona sorda puede tener problemas para escucharnos, pero nada más: la comunicación es mucho más que la palabra hablada.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Pin It on Pinterest

Share This