Emprender no es una tarea fácil, y hace falta preparación, formación y sacrificio para ello. Hoy entrevistamos a Mauro Xesteira, fundador de CAPAZIA, una aceleradora de proyectos para personas con discapacidad. Le hemos preguntado acerca del programa y sobre las diferentes situaciones a las que se enfrentan las personas con discapacidad auditiva emprendedoras.

Mauro, ¿puedes presentarte a nuestros lectores?

Foto de Mauro Xesteira, fundador de Capazia

Soy una persona apasionada por el desarrollo de proyectos emprendedores. En los últimos 6 años he dirigido varios proyectos emprendedores propios y otros desarrollados por terceros. Ahora me he focalizado en el área de proyectos emprendedores que, o bien están liderados por personas con diversidad funcional o bien desarrollan un producto o prestan un servicio destinado a la mejora de la calidad de vida de personas con discapacidad. De ahí nace CAPAZIA.

También soy una persona con pérdida auditiva severa, usuario de audífonos.

¿Puedes definirnos qué es CAPAZIA?

CAPAZIA es una aceleradora especializada en el impulso de proyectos emprendedores liderados o co-liderados por personas con diversidad funcional, fundada a mediados de 2015.

Desde hace 2 años también prestamos apoyo a proyectos emprendedores que desarrollan productos o servicios destinados a cubrir necesidades concretas de personas con diversidad funcional.

En la actualidad, desde CAPAZIA ofrecemos los siguientes servicios:

  • Formación y asesoramiento a personas con diversidad funcional que quieren poner en marcha proyectos emprendedores
  • Mentorización especializada
  • Acciones de apoyo y networking para emprendedores con discapacidad
  • Celebración de foros y espacios de debate relacionados con materias de interés para personas con diversidad funcional.

¿Porqué se crea CAPAZIA?, ¿Sentías que los emprendedores con discapacidad necesitaban una lanzadera específica?

En la actualidad, el porcentaje de autónomos con discapacidad en relación a los autónomos sin discapacidad no llega al 1%.

Este fue el principal motivo por el cual nació Capazia: crear un punto de apoyo, formación, mentorización y facilitación para que personas con diversidad funcional tengan más opciones para poder desarrollar sus propias iniciativas emprendedoras. 

¿Cuál es el proceso de acompañamiento de CAPAZIA a los proyectos que selecciona?

En CAPAZIA ofrecemos acompañamiento a proyectos emprendedores desde que son una simple idea (a través de acciones de asesoramiento inicial) hasta la fase en que se consigue que el proyecto comience a generar ingresos (gracias a nuestro programa de pre-aceleración).

¿Habéis tenido casos de emprendedores con discapacidad auditiva?

Efectivamente, en la segunda edición de nuestro programa de pre-aceleración participaron dos jóvenes sordos: Carlos y Volha, que estaban desarrollando una plataforma online en la que se combinan una guía de ocio y un medio de comunicación digital focalizados en las personas con pérdida auditiva.

CAPAZIA es una aceleradora especializada en el impulso de proyectos emprendedores liderados o co-liderados por personas con diversidad funcional. Clic para tuitear

Por otro lado, en la actualidad, estamos asesorando a un joven sordo que quiere poner en marcha un marketplace de diseñadores gráficos constituido por profesionales sordos.

En tu opinión, ¿cuáles son los principales temores o hándicaps de un emprendedor con discapacidad auditiva?

Una de las principales barreras de las personas sordas a la hora de emprender es la de comunicación. Ser empresarios requiere de necesidad de comunicarse con distintos agentes.

No obstante, según mi experiencia, la principal barrera de las personas con discapacidad auditiva a la hora de emprender viene impuesta por la desincentivación originada por su entorno más cercano con argumentos del tipo “mejor no te metas en líos”.

¿Está el entorno familiarizado con la figura de un emprendedor sordo?

Cada vez hay más conciencia de integración y eliminación de barreras por parte del entorno que rodea a los emprendedores con discapacidad. Tanto las administraciones públicas como los proveedores no suelen tener problemas en comunicarse vía email o incluso implementar sistemas como SVisual.

Otro caso distinto son los clientes. Aunque la mayoría están sensibilizados con las necesidades de las personas con discapacidad auditiva, todavía tienen ciertas reticencias a la hora de comunicarse con personas sordas. De todos modos, yo siempre recomiendo a las personas sordas que emprendan conjuntamente con personas oyentes, pues la diversidad en los equipos de trabajo constituye una fortaleza para su negocio.

Por último, ¿qué le dirías a una persona sorda que desea emprender pero no encuentra la confianza en sí mismo suficiente para ello?

A una persona sorda emprendedora le diría que, si monta su propio negocio va a ganar tres cosas muy importantes que van a impactar de forma positiva en su vida:

  • Mejorará de forma exponencial sus habilidades sociales y comunicativas. Aunque la eliminación de las barreras de comunicación es un derecho con respaldo legal desde hace varios años, las personas sordas debemos aportar nuestra parte de esfuerzo para conseguir una plena inclusión en la sociedad.
  • Desarrollando un trabajo por cuenta propia, va a poder dedicar la mayor parte de su tiempo profesional haciendo cosas que le gustan o tareas para las que se ha formado.
  • Hay muchas opciones de emprendimiento que no exigen inversión inicial (ya que son intensivas en factor trabajo) y que, en caso de fracasar, su patrimonio no se verá comprometido y se llevarán un aprendizaje vital.

Gracias Mauro por compartir con nosotros el programa de emprendimiento CAPAZIA para ayudar a emprendedores con discapacidad. Ojalá anime a más de uno a decidirse a dar el paso y a poner en marcha sus proyectos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Pin It on Pinterest

Share This